La Firma

Usted está aquí

Quiénes Somos

El origen de nuestra firma se remonta a 1990, año en el que el Socio Fundador y proveniente de diferentes multinacionales dedicadas a la consultoría, auditoria y asesoramiento fiscal, decide la creación de un Despacho de Abogados multidisciplinar, englobando a otros profesionales que, 25 años después, permiten ofrecer a nuestros clientes un servicio integral acorde a sus necesidades legales.

C.G.A. Abogados es hoy un Despacho de Abogados pluridisciplinar que nos permite ofrecer a nuestros clientes un asesoramiento integral para cualquier caso o circunstancia y en todas aquellas materias del Derecho, disponiendo de firmas asociadas colaboradoras tanto en España como en el resto de Europa y América, y prestando especial atención en la Defensa Corporativa de las empresas.

Nuestro firma cuenta con la confianza de un importante número de clientes, tanto empresas entidades jurídicas como personas físicas que encuentran en C.G.A. Abogados a un equipo de profesionales que defienden sus intereses con dedicación, están comprometidos con los resultados y tienen el firme compromiso con la calidad y la excelencia en el servicio y atención de todos nuestros clientes.

Nuestras áreas y servicios profesionales abarcan las distintas especialidades que forman parte del Derecho y de esa forma, garantizamos a nuestros clientes soluciones integrales de acuerdo a las necesidades y problemática de cada uno de ellos. Y así, teniendo un equipo multidiscilplinar, nuestros clientes tienen la seguridad que ante cualquier tipo de asunto, nuestro Despacho y sus profesionales podrán ayudarles.

Filosofía

En C.G.A. Abogados la COMUNICACIÓN y CONFIANZA con nuestros clientes, la ÉTICA PROFESIONAL en las soluciones propuestas, la CONFIDENCIALIDAD de los asuntos encomendados, el RIGOR TÉCNICO jurídico y la RAPIDEZ DE RESPUESTA, son los principios y pilares fundamentales en los que basamos nuestro trabajo los profesionales que formamos parte de nuestra firma. Para nuestro Despacho cada cliente es diferente y cada situación es única, por lo que se requiere de soluciones distintas, buscando la respuesta óptima y adecuada para cada caso y situación concreta y aportando la garantía de nuestra experiencia e implicación profesional en cada uno de los asuntos que se nos encomienda. Y sólo de esa forma podemos asegurar al cliente que su problema será tan importante para nosotros como lo puede ser para él mismo.