Nuestra Propuesta

Usted está aquí

Soluciones de negocio orientadas a reforzar los sistemas de gobierno corporativo y cumplimiento normativo
Delitos de carácter personal
Delitos contra el patrimonio y otros
Delitos relacionados con el interés público
Delitos contra la seguridad colectiva
Delitos contra la Administración y el Orden Público
Analizando e identificando riesgos penales ayudamos a reforzar los sistemas de control en las empresas

Las nuevas modificaciones del Código Penal convierten a las sociedades en sujetos susceptibles de incurrir en contingencias penales por actos ilícitos cometidos dentro del seno de la sociedad. Además, no existe la graduación de las penas en función de la persona o personas que cometen el delito, resultando indiferente su rango, capacitación y actividad profesional dentro de la propia compañía, es decir, tendrán la misma consideración a efectos del delito desde el Administrador hasta un Consejero, desde un Apoderado hasta un trabajador. Y aun cuando el catálogo de penas, sanciones y multas es amplio y variado, no podemos por menos que apuntar lo que consideramos de mayor importancia: el deterioro de la imagen frente a sus clientes y la sociedad en general. Ésta, y no otra, será la peor pena.

El diseño y la implantación de modelos de prevención de delitos penales corporativos eficientes para de esa forma, permitir a todos nuestros clientes cumplir con el nuevo Código Penal, asesorando sobre la capacitación y evaluación del personal de la empresa, procurando el efectivo y actualizado conocimiento de aquellas Leyes que pudieran ser de aplicación, entregando soluciones Integrales de cumplimiento en cuanto a ética corporativa y todo ello, de acuerdo con los manuales de prevención de los delitos a los que la empresa se adhiera con el objeto de prevenir, detectar y corregir aquellas conductas que puedan generar responsabilidad penal para la sociedad, sus propietarios, accionistas, directores, administradores, consejeros, etc. “